jueves, 7 de noviembre de 2013

Via Ferrata Agulles Rodones,K5 (MD+). Santa Cristina d´Aros - Solius, (Girona).

Croquis y reseñas Via Ferrata Agulles Rodones. Santa Cristinas d´Aros - Solius. (Girona).-

Como Llegar: Antes de Santa Crisitina d'Aro tomamos las salida 5 de la C-65 indicado Solius y Romanyà S.. Seguimos por la GIV-6611 hacia Solius, pasaremos por debajo la C-65 y a los 650 metros justo delante del Restaurante Hostal Mas P...là -cartel blanco con letras marrones-, veremos un desvío a la izquierda que tomaremos. Salimos del asfalto y entramos a una ancha pista. Llegaremos a un triple desvío tomamos la pista principal, a la derecha. Seguimos los indicadores a Can Llaurador, de frente, donde podremos aparcar un poco después de la masía, en una zona arbolada junto a la pista.

Acceso:
Seguimos las marcas de PRC-102 hacia el Menhir de Can Llaurador. Ya en la aproximación veremos puntos de pintura azul, que nos señalarán el camino a seguir también durante toda la vía ferrata. Un poste vertical con indicaciones a la Agulles Rodones, Els Carcaixells y el Montclar, junto a un cartel en el suelo -vía ferrata cerrada- nos desvían a la derecha. Iniciamos una corta subida y un último desvío a la izquierda nos deja al pie de la Agullola la primera pared de la vía.

Recorrido:
Hacía mucho tiempo que teníamos pendiente hacer la vía ferrata de les Agulles Rodones. Por las dudas en su material, la duración de su recorrido y la dificultad técnica de algunos rapeles no nos habíamos animado a recorrerla. Que gran error!

Es sin lugar a dudas una de las tres mejores ferratas de Catalunya, por no decir que es la mejor de todas. Quizá lo único que le falte, por las limitaciones del propio terreno, es verticalidad, aunque pasos expuestos no le faltan. La vía es una sucesión de subidas y bajadas por las agujas graníticas dels Carcaixells del Dalmau que recorreremos haciendo una gran S por todas sus caras.

La fuerza y la resistencia requeridos para recorrer la vía son muy altos. Encontraremos muchos, muchos pasos desplomados incluso en descenso, flanqueos largos sin apoyos para los pies y para añadidura alguno de los más difíciles en el tercio final de la vía, cuando ya estaremos agotados. Si es una de las mejores vías catalanas es también porque es una de las más exigentes.

El equipamiento es muy variado cuenta con 8 puentes, el más largo de 25 metros, una tirolina de 17 metros -opcional- y 11 rapeles obligados -cuerda de 40 metros-, algunos de ellos en volado y otros muy expuestos además de incómodos si vamos en grupo.

La vía está reservada a excursionistas con cierta soltura en la técnica del rapel, pero bien acompañados la ferrata puede hacer las delicias de todos aunque solo recorramos alguno de sus tramos.
Hay que tener en cuenta que la vía completa sin descansos no baja normalmente de las seis horas y media de actividad, el estado físico de cada uno debe ser valorado. Nosotros acabamos muy justos de fuerzas e íbamos solo dos personas.

El consuelo a tan largo recorrido es que existe la posibilidad de saltarse tramos o abandonar si las cosas se ponen feas. El tramo más fácilmente obviable es el de la Roca Llisa una aguja separada del resto, donde hay dos rápeles y un flanqueo aéreo. Es un buen sitio para adelantar a otros grupos si lo estimamos necesario. Aunque parece que hemos hecho mucho camino nos encontramos un poco antes de llegar a la mitad de la vía.

Y si es dura recorrerla lo que habrá sido equiparla! La ferrata se conserva gracias al esfuerzo voluntario de Albert Gironés. En 2005 trabajaba en su ampliación que quedó truncada cuando sufrió el robo de material al pie de la vía. Desde aquí lo animamos a que continúe con la labor, la zona ofrece opciones para hacer de esta vía algo todavía más espectacular si cabe.
Una obra maestra que se suma a las cercanas Cala del Molí y les Gorgues de Salenys de las que también es responsable. Gracias Albert.

Regreso:
Indicado con puntos azules, descendemos por camino descompuesto a la izquierda al finalizar el último puente nepalí. Siguiendo las indicaciones, flechas y marcas azules, y después de una corta subida enlazaremos con la pista de la aproximación.


Reseñas extraida.- http://deandar.com/




Menhir de Can Llaurador.

La Ferrata ya esta de nuevo activa.

Primer tramo.

1º Puente Tibetano.
Numerosos pasos desplomados y sin apoyo para los pies, 11 rapeles obligados y un largo recorrido convierten esta vía ferrata en una de las más exigentes de Catalunya.



Hay varios Rapeles!!!!

Ficha Tècnica.-

Dificultad: MD+ (Muy Difícil, superior).
Aproximación: 20 minutos.
Duración: 4 horas.
Vuelta: 20 minutos.
Desnivel/ Cuota máxima: 300 metros a 320 metros.
Orientación: Norte.
Pasaje aéreos: 1/3
Grado de exposición: 1/3.
8 puentes entre Tibetanos y Nepalis.
1 Tirolina.
11 rapeles desde 15 metros a 20 metros.
Grimpadas y desplomes.
RECORRIDO EXPUESTO!!!.
Material: Completo (Casco, arnès, cinta disipadora, cuerda de seguridad, cuerda para rapelar minimo 50 metros, pies de gato, guantes y frontal!!!.